ADOPCIONES EN ALEMANIA

¿Por qué las adopciones en Alemania cuestan el doble o hasta el triple que en España?

Nos encontramos frente a una pregunta que causa muchas confusiones en el mundo de la defensa animal. Como Hopeland, vamos a contar nuestra experiencia y método de trabajo hasta ahora.

Empecemos por recordar que uno de los proyectos de la asociación es buscar familias definitivas para animales abandonados que, o bien residen en refugios saturados, o bien se encuentran en la calle desamparados. 

Y que, si bien somos una asociación que aspira a poder promover el respeto animal en el mismo país donde residimos  y así poder dar en adopción más animales por la zona, sabemos que las adopciones aquí son pocas y en varios casos fracasan. Por ello, solemos buscar familias en otros países más evolucionados en cuanto a la defensa, el respeto animal y la tenencia responsable. Como lo es por ejemplo, Alemania.

La distancia nos hace aliarnos a asociaciones propias del país que nos ayudan a buscar familias responsables y que se encargan de realizar el seguimiento pre y post adopción. Tal es así, que la mayoría de las asociaciones con las que trabajamos, comprenden la falta de recursos que hay aquí, y por ello nos donan todo lo necesario para que el animal viaje en las mejores condiciones posibles (véase tabla numérica). 

Esa aportación económica que recibimos por cada animal, ellos la recuperan cobrando la adopción a la nueva y definitiva familia de aquel perro/gato.

Entonces, ¿por qué aquí en Catalunya, las adopciones no suelen superar el coste de 150 Euros?

Porque las asociaciones no pueden cobrar lo que realmente cuesta ya que las familias españolas desconocen el verdadero valor de los costes de castración, aliementación, vacunación, etc. del animal que que quieren adoptar.

Por lo tanto, para poder financiarse bien y así trabajar responsablemente, deberían pedir por adopción un importe más elevado que cubriera todos los gastos básicos invertidos en ese animal, y así seguir ayudando a los siguientes, evitando las deudas y el "no poder ayudar por la falta de recursos".

En la siguiente tabla podrán ver las inversiones económicas que suponen cada animal que enviamos a Alemania (precios veterinarios especiales para Hopeland) y que explican por qué las asociaciones alemanas cobran la adopción entre 250 y 450 Euros.

*En la tabla no se presentan lo siguientes gastos: sueldo del personal de las protectoras/asociaciones, alimento, material de limpieza, posibles operaciones emergentes...

** Uno de cada tres perros tiene leishmania, babesia y/o erlichea, y uno de cada 5 perros necesita un tratamiento de Glucantime o Milteforan, ambos le suman al total entre 100 y 250 Euros.

¿Por qué colaboramos con asociaciones extranjeras?

Hay ciudadanos que critican las adopciones de perros y gatos españoles en países como Alemania,  Holanda, Suiza o Austria e incluso intentan prohibir esta oportunidad.

Nosotros, en su momento, preferimos informarnos antes de criticar y decidir si estábamos a favor o en contra. Y bien, para informarnos debimos previamente cuestionarnos lo fundamental: ¿Por qué estos países importan tantos animales de todos los países del Sur de Europa? ¿Qué motivos tienen? Y así llegamos a la respuesta: primero, nos dimos cuenta que ciertamente la cultura en los países del sur es completamente diferente a la del norte, sobretodo en el ámbito del respeto y la protección animal, Conocimos también la ley de tenencia de animales de compañía que es tan controlada y reglada que no solo evita el maltrato animal, sino que logra que sus ciudadanos consideran a las mascotas como miembros no humanos de su familia.

Preguntando a voluntarios y a otras asociaciones, vimos que la mayoría de las asociaciones extranjeras creadas en base a exportar animales de estos países del sur (España, Italia, Grecia...), surgieron a partir de turistas que se encontraban perros abandonados y no los querían dejar a su suerte en la carretera ya que sabían que eso significaría la muerte del pobre animal. Estos turistas presenciaban durante sus estadías que ni funcionarios ni la policía ayudaban en caso del encuentro de un animal desamparado y que, además, en la mayoría de perreras de España, se sacrificaban a los animales que no habían sido adoptados tras un mes de haber ingresado en la perrera.

Vamos a explicar el ejemplo de Alemania, un país con el doble de habitantes que España y la mitad de animales abandonados. Cada propietario paga un impuesto por su animal. Los perros, no pueden ser utilizados como guardianes de las fincas, sino que en la mayoría de casos el can es respetado y convive bajo los cuidados y preocupaciones de una familia.  Sucede lo mismo con los gatos.

Las protectoras de animales son prácticamente viviendas. Nunca están saturadas y cuentan con personal formado y suficiente para atender personalmente a cada animal que reside en sus instalaciones. Cosa que aquí es imposible, ya que la mayoría de refugios están abarrotadas, sin personal ni fondos económicos suficientes para poder mantener todas esas vidas en buenas condiciones.

Y es por eso, que entendimos y decidimos apoyar al hecho de que muchas veces algunas protectoras y asociaciones de allí acojan a nuestros animales cuando tienen la posibilidad de darles un hogar en casas de acogida o adopciones. El proceso de PRE ADOPCIÓN es de los mejores. Las entidades con las que trabajamos, cuentan con equipos de voluntariado que no solo se limitan a emitir un cuestionario, sino que revisan las viviendas, entrevistan a los adoptantes, establecen periodos de adaptación y una vezz superados todos los requisitos, se procede a formalizar la adopción. Esto permite, que puedan encontrar las familias ideales para cada animal: según su personalidad y sus necesidades.

El seguimiento POST ADOPCIÓN es realmente bueno. Se envían fotos y mensajes a modo de informe, para poder disfrutar de la felicidad del animal adoptado y comprobar su buena adaptación y correcta adopción. 

Además, en Alemania (país con el que trabajamos), no se sacrifica ningún animal excepto por razones estrictamente médicas que incluyan el sufrimiento del animal ya sea por enfermedad terminal o accidente irremediable entre otras circunstancias extremas, eso sí, siempre bajo la aprobación de un licenciado veterinario. 

 

Pero obviamente reconocemos que no todo es "perfecto" en estos países del norte, obviamente también hay situaciones tristes e irresponsables, pueden haber perros abandonados, perros que escapan... Pero nunca al nivel de irresponsabilidad y crueldad que se vive por lo menos aquí, en España, en la tenencia de animales de compañía. Allí la tenencia de animales se regula y el maltrato se paga.

 

Tras toda esta búsqueda de información, nosotros nos consideramos una asociación dispuesta a trabajar con asociaciones extranjeras responsables y profesionales, ya que no sólo nos ayudan difundiendo nuestros perros y dándolos en adopción, si no que se desviven por ayudarnos cuando necesitamos material como mantas, casetas o recaudar para cirugías o ingresos hospitalarios.

Su mentalidad para con esta causa es admirable.

Y aunque tal vez haya falsas asociaciones y haya podido ocurrir algún que otro problema con este tema, es también responsabilidad de las asociaciones españolas informarse bien de con quién van a trabajar y programar reuniones o visitas para asegurarse, así como tener voluntarios que supervisen la labor en el mismo país.

Nosotros hasta ahora afortunadamente contamos con asociaciones alemanas increíbles que ayudan a que nuestros animales puedan por fin conocer el calor de un hogar. Nos ayudan con los casos más difíciles: animales invisibles, adultos, abuelitos, enfermos, discapacitados, con problemas de educación... Nos ayudan a que los olvidados, los que nadie quiere en España, tengan su tan merecida oportunidad y disfruten de una vida sin maltrato, sin abandono y sin soledad, en familias llenas de amor, paciencia y responsabilidad. 

Todos los animales viajan con el documento de autorización estatal para el transporte y exportación de animales domésticos, los llamados TRACES. Cuentan con las revisiones veterinarias pertinentes, vacunas, microchip, desparasitación y esterilización. 

La seguridad y la felicidad de nuestros animales rescatados, es lo más importante para nosotros. Por eso, nos ocupamos personalmente de garantizarles un ambiente óptimo también en el transporte, contratando transportistas especializados y dedicados exclusivamente al bienestar de los animales en los trayectos. 

Ante cualquier pregunta que pueda surgir, no duden en consultarnos. 

La honestidad, la responsabilidad y la transparencia son claves para el rescate animal.